No se puede entender la cultura de Al Ándalus sin el agua. Este post está dedicado a un elemento básico dentro de las decenas de estructuras que esta cultura desarrolló. Y que dejó en muchas ocasiones como legado. Su finalidad era facilitar el acceso al agua en la España andalusí. Hablamos del aljibe.

Madrid, arroyo entre dos colinas

Pero, ¿qué es técnicamente un aljibe? El aljibe (del árabe hispano algúbb, y éste del árabe clásico gubb). Es una construcción de ladrillo o baldosa. Está cocida con fachadas generalmente realizadas por arcos de medio punto o herradura. Estas estructuras servían como depósito de agua potable. Abasteciéndose del agua de la lluvia o de las acequias exteriores.

Su función principal era la de cubrir la necesidad de agua de una población. Por ello, los ingenieros árabes proponían en muchas ocasiones su ubicación en pequeñas rambla. Esa pendiente ayudaba al llenado del aljibe. De hecho, durante muchos años los aljibes fueron para muchos asentamientos y poblaciones la única manera de acceder al agua potable.

Aunque los aljibes se pueden construir de numerosas formas existen fundamentalmente 2 tipos.

–       Aljibe de tinaja: cuyo aspecto se caracteriza por ser más profundo que ancho

–       Aljibe de bóveda: este se caracteriza por tener una mayor longitud que de anchura.

Estas construcciones ofrecían buen funcionamiento. Y suponía que la agricultura de esta civilización se basara principalmente en el aprovechamiento del agua.

Un paseo por algunas de las ciudades donde se encuentra Hammam Al Ándalus, puede llevarnos hasta un buen número de estas singulares construcciones. En Granada, por ejemplo, se encuentran en su mayoría en el barrio del Albaycín. En este barrio, se encuentran 23 de los 28 que hay en total en la ciudad. Su buena conservación se ha debido a su uso hasta prácticamente la mitad del siglo XX.

Entre los principales aljibes que nos encontramos es el Aljibe del Rey o también denominado Aljibe Viejo (al-Qadim), datado del  Siglo XI y con 300 m3 de capacidad y se encuentra situado en el corazón del Albaicín entre la muralla Zirí y la Placeta del Cristo de las Azucenas, el cual es nutrido por la acequia de Fuente Grande.

Uno de los mas curiosos se encuentran dentro de la capilla de la Iglesia de San Miguel bajo.

En la provincia de Córdoba, en Espejo, se puede hallar el más importante y grandioso de esta provincia: aunque de una época anterior. Se trata del Aljibe Romano de Espejo,  y se trata de una de las construcciones romanas mejor conservadas de la localidad, construida como acreditan datos históricos por las legiones de Julio Cesar

Dinos lo que piensas